http://localhost/camposanto/images/banner_1055x40_espacio_de_vida.png

Se trata de una técnica que posibilita la conservación de los cuerpos por 100 años.

Esta técnica creada por el científico y artista alemán Gunter von Hagens permite preservar el cuerpo de una persona fallecida hasta por cien años sin tener que mantenerlo refrigerado a bajas temperaturas. Este método también posibilita la restauración de los rostros y sus facciones con sustancias que no deterioran el tejido.

Fases del proceso de plastinación

Este tratamiento utiliza polímeros de resinas plásticas que ayudan a conservar los tejidos y órganos así como el ADN de las personas. Este proceso dura tres meses y consta de dos etapas. En la primer fase, el cadáver es desinfectado durante seis días para luego extraer el agua y la sangre de la vena yugular. Una vez realizado este procedimiento, se introduce en la arteria carótida las sustancias que conservarán al cuerpo.

Durante la segunda y última etapa, el cuerpo se expone a muy bajas temperaturas y se cubre con laca y germicida para así evitar la aparición de hongos y bacterias.

Alfredo Rodríguez García, doctor en Medicina Legal y Forense, se convirtió en el referente de esta técnica en México y el resto de América Latina debido a su trabajo cercano con el científico y artista alemán Gunter von Hagens que fue el creador de la técnica de plastinación.

Este criminólogo aplica su método sobre cuerpos no reclamados, habitualmente víctimas del crimen organizado, donaciones de asilos y de hospitales y personas no reclamadas que fallecieron por consumo abusivo de alcohol y drogas.

FUENTE